USO ADECUADO DE LAS TECNOLOGÍAS

Publicada en Publicada en Blog

«Cómo hacer un uso adecuado de las tecnologías con mi hijo/a»


Hoy en día se puede decir que las tecnologías forman parte de nuestra vida y que están presentes en la mayoría de nuestros hogares. Los niños y niñas, especialmente, recurren a ellas para entretenerse, pero es además un fantástico recurso para aprender de forma motivante y significativa.

Durante el confinamiento, el uso de las tecnologías ha aumentado exponencialmente ya que, además de para entretenerse, han servido para comunicarnos, trabajar, estudiar, etc. Sin embargo, no siempre se hace un uso adecuado de las mismas por lo que resulta necesario establecer unas pautas que delimiten su uso y favorezcan su utilización responsable y segura.

Algunas pautas y recomendaciones para el uso de las tecnologías son:

  • Establecer un horario limitado de uso diario de los dispositivos (ordenador, tablet, móvil…) y respetarlo.
  • Evitar su uso durante desayunos, comidas y cenas. Aprovechar estos momentos para conversar en familia.
  • Utilizar las tecnologías para fines productivos (buscar información, usar aplicaciones educativas, hacer deberes, trabajar, comunicarnos con familia y amigos…).
  • Evitar las pantallas en las habitaciones, sobre todo en los más pequeños. Es mejor que estén en lugares comunes como el salón, para delimitar y supervisar su uso.
  • Acompañar a los niños/as en el uso de Internet (especialmente si son pequeños). En el caso de los adolescentes, hay que informarles sobre los peligros existentes en las redes y sobre la importancia de no compartir información e imágenes privadas y personales.
  • Evitar utilizar las tecnologías como única forma de distracción y entretenimiento. Fomentar en su lugar juegos en familia, pasear, hacer deporte, leer cuentos, etc. Así, no solo se aparcarán los dispositivos por un tiempo sino que además se fortalecerán los vínculos familiares, potenciando la confianza y la comunicación.
  • Establecer medidas de control parental delimitando los contenidos no apropiados para los menores. Hacer uso de las aplicaciones de control parental.

Los padres y madres, como personas de referencia para los hijos/as, deben dar ejemplo, no solo marcando estas pautas sino también aplicándolas.

Silvia Olmos Lidón,

Maestra Especialista en Pedagogía Terapéutica.

Si te gustó comparte...Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*